Guinea Ecuatorial; El poder de las mujeres

 

 

Gabriel Moto Nsá

Diario Utamboni06- Agosto-2018

La mujer guineana que parecía estar ausente de la lucha política contra la dictadura, se asomó con todas las garantías el pasado día 3 de agosto en la manifestación de Madrid reclamando su espacio, haciéndose notar con sus escobas en ristre y mucha basura recogida para quemarla y dar un aire nuevo, un olor nuevo a este escenario tanto tiempo ensuciado.

Muchos observadores del escenario político y multipartidista de Guinea Ecuatorial, nos reclamaban la presencia notoria de la mujer guineana en los partidos y movimientos  políticos y nuestra respuesta era sencilla y clara: a esta lucha no se tiene que obligar a nadie a participar; porque si todos sentimos Guinea, el esfuerzo por resolver esta situación de injusticias y de atropellos, es una obligación  para todos los guineanos y guineanas de bien.

En los casi 50 años de independencia que estamos a punto de cumplir, es cierto que la mayor de los guineos lo han pasado mal, incluso la gente próxima al régimen; pero las que peor lo han pasado, en general, han sido las mujeres de todas las etnias. Las abuelas,las madres y las hijas.

La mujer que puede ser abuela, madre o hija, sufre en sus carnes,en su dignidad todo lo que sufren sus hijos y muchas veces se sacrifican por procurar el bien de los suyos por encima de su carrera profesional. Cuando la mujer se escapa de su tierra para vivir en el exilio, en un país lejano, es por los suyos, en especial sus hijos. Muchas mujeres se encargan de vigilar el progreso de su prole en ausencia de sus parejas que se suelen olvidar de las mínimas obligaciones de ser padres.

La mujer sufre doblemente la tiranía, el desapego, el menosprecio, los bulos; por eso, cuando se enfada, tiene el doble de razón para hacerlo.

La concentración del pasado día 3 de agosto en Madrid, marca el punto de inflexión porque las mujeres guineanas ya no pueden seguir aguantando el status quo. Reclaman su espacio y entiendo que están seguras de que la política no es solo para hombres, el problema de guinea no es sólo asunto de etnias o tribus; se trata de resolver un problema común: Hay que barrer todo lo malo. Se necesita mucha limpieza, hay que cortar por lo sano para evitar la necrosis de todo el órgano afectado.

Las mujeres tienen información, saben por donde flaquea el régimen y sobre todo saben que no tienen ninguno de los derechos que les corresponden a ellas y por ende a sus seres queridos.

Entiendo que tras la manifestación del día 3 de agosto, las mujeres guineanas ya no quieren permanecer calladas a la espera de que el hombre diga la última palabra. Entiendo que han dicho basta ya a la dictadura, a la conspiración, al conformismo y a esperar soluciones de otra gente.

Los audistas, en su mayoría mujeres, ya nos venían marcando el camino a seguir desde hace varios meses con sus audios. El 3 de agosto en donde la mayoría eran mujeres, nos indica que ellas ya no se van a quedar quietas, que si tienen que coger escobas; no les va a temblar el pulso. Se dice que los malos triunfan porque los buenos se callan.

Las audistas y barrenderas se van hacer notar; no solo a la dictadura sino también a los gobiernos occidentales y sus medios de comunicación que brillan por su ausencia cuando el problema es de verdad. ¿Donde estaba toda la prensa del país que no se dignó  hacer una instantánea a todos los guineanos que estaban a la solana? Seguramente en la playa o en Venezuela…… El problema de las migraciones dicen que se puede solucionar mejorando las condiciones y estructuras en el origen. Haciendo caso como el pasado día 3 de agosto, indica que todo son palabrerías sin un fondo comprometedor. Guinea Ecuatorial es un país con recursos, sí, entonces por qué no hacen nada por mejorar los orígenes para que no tengamos que migrar…..

Las audistas, las barrenderas y todo el colectivo guineo, no vamos a dejar dormir a todos estos que no nos dejan soñar con nuestra libertad.

Desde el Partido del Progreso de Guinea Ecuatorial, con sus dirigentes en el exilio; hace más 35 años que venimos ansiando esta libertad y el final de este bloqueo eterno. Celebró la llegada de los audistas y de las barrenderas; celebró todavía más la visibilidad manifiesta en la concentración de Madrid. Estoy seguro que estas inmisericordes barrenderas saben por dónde tocar y atacar al régimen caduco de Guinea Ecuatorial.

Se acerca el otoño, todas hojas abajo y si no son buen abono, a barrerlas también.

Las mujeres se han dejado ver y han hablado. La mujer, como decía un famoso pensador, sólo excepcionalmente usa la fuerza mientras que el hombre solo excepcionalmente no la usa.

Mujer guineana, que razón tiene vuestra fuerza….

Granollers 5 de Agosto de 2018



Gabriel Moto Nsá

Secretario de Organización del Partido del Progreso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *