Una vez acabados los fastos y el desmadre del día de la mujer en Guinea Ecuatorial

Una vez acabados los fastos y el desmadre del día de la mujer en Guinea Ecuatorial, nos hemos centrado y hemos tenido la atención en detenernos sobre las breves reflexiones de Ana María.

Ha planteado muchas preguntas a la mujer Guineana. ¿ Qué celebraban las mujeres  de Guinea?, realmente tienen motivos para celebrar?.

Cuando era joven, mis referentes morales fueron Doña Ana María Dougan Thompson, Trinidad Morgades Besari, Isabel Rigth Bonoko, Antonina Miko, mujeres hechas a sí mismas, preparadas, cultas y con una escala de valores digna de admiración. En la Guinea Ecuatorial actual para ser referente moral y ejemplo de la juventud, debes tener una entrepierna rentable y productiva, y un padrino cliente para lograr tus ” objetivos y metas”, llámese cargo público, trabajo o como lo quieran llamar.

Qué pueden celebrar las mujeres de un país sin verdaderas referentes morales femeninos y si las hay no tienen voz , ni voto,ni son consideradas como tales por no bailar al son que marcan los dogmas de las sabias orientaciones?. Qué pueden celebrar las mujeres de un país donde tener una entrepierna rentable y productiva es sinónimo de triunfo y emancipación femenina?..

Qué tienen que celebrar las mujeres de un país donde la mujeres son consideradas como meras comparsas, objetos y ciudadanas de segunda que solo sirven para bailar y amenizar las veladas, las orgías y las juergas de los caciques y poderosos del régimen feudal?.

No creen mis hermanas guineanas que es contraproducente y perjudicial para sus intereses  ser las principales aliadas del mismo régimen que viola  sus derechos, hace que sus hijas menores tengan que prostituirse para llevar algo de dinero a casa porque  sus padres no trabajan, y si lo hacen no cobra lo suficiente para poder dar una vida digna y decente a sus hijos?.

No ven las guineanas que el régimen al que tanto bailan y celebran es el mismo que ha reducido la educación a cero y ha encumbrado a los altares a lo más bajo y zafio, a la escoria de la sociedad para que los jóvenes les tomen como modelos y piensen que no es necesario formarse y educarse para ser alguien?.

No ven mis hermanas guineanas que el régimen que tanto alaban es el que ha privatizado la educación en Guinea Ecuatorial para que los hijos de los  parias y desheredados de nuestro país  no puedan estudiar y tener la oportunidad de competir en igualdad de condiciones y ser alguien como pasaba en los años 80 y 90?.

Qué celebran o qué pueden celebrar las mujeres de un país donde algunas madres prostituyen a sus hijas ofreciendo a sus hijas al mejor postro frustrando su futuro y limitando sus posibilidades de formarse como persona porque consideran que sus hijas son una apuesta segura para salir de la miseria y se enorgullecen de contar a los cuatro vientos que tal viejo poderoso es amante de sus hija?.

Qué pueden celebrar las mujeres de un país donde alguna madres permiten y consienten que el yerno poderoso y pudiente abuse sexualmente de sus otras hijas?. Qué tienen que ver la liberación femenina y la igualdad con la borracheria, la prostitución encubierta, la estupidez y la falta de valores?. Se creen en serio mis hermanas que la igualdad, el respeto y la liberación serán posibles mientras ellas mismas no se respeten como personas, mientras sigan consintiendo los abusos físicos y psicológicos, mientras sigan dependiendo del bolsillo del hombre?. Creen mis hermanas que serán libres si no se forman para tener un futuro diferente?. El pilar de cualquier sociedad que se precie es la mujer y Guinea no es ninguna excepción, la mujer es la que educa y cuida de los hijos porque es la pasa más tiempo con ellos, y una mujer sin educación ni valores no puede educar a nadie. Mientras la s guineanas siguen sumidas en ese especie de limbo donde el régimen con la complicidad de ellas mismas, están metidas nada cambiará en nuestro País.

Necesitamos mujeres lo suficientemente fuertes, seguras y con valores para educar a los futuros guineanos.

Señoras, eduquen-se y formen-se para poder educar a vuestros hijos e hijas y así evitar que pasen a formar parte del club del nadie es nadie. Ser estúpida no es una virtud ser amante del poderoso del turno no es ningún motivo de orgullo y ser ciudadana de segunda sin derechos tampoco es una opción.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *